04 abril 2017

Mañana será otro día


Me visto para ir a entrenar. No me apetece. Lo necesito. Ha sido un mal día, muy malo.
Distressed. Me pongo los cascos para aislarme. ¿Aislarme de qué? Estoy solo y en silencio. Quizá de mí mismo, de mi voz interior que no para de martillearme. Me dice que pare, que no siga con eso que me voy a quemar. No puedo parar, no ahora. No he llegado. Me levanto y bajo la tapa del Mac más fuerte de lo que debería. A la mierda. Entreno, grito, me infrinjo dolor. Me miro al espejo y me odio por sentir debilidad. No me lo puedo permitir. No lo he hecho en doce años y no lo haré ahora. Me miento a mí mismo y lo más grave es que me lo creo. He sido débil, y es cuando peor me ha ido. Desapego al resultado, siempre ha sido así. La debilidad y el ego es lo peor que puede pasarte, hace que enseñes tus cartas. Sobretodo el ego. Reviso las notas de años pasados, las sensaciones que tuve, como reaccioné. Me sorprende ver los días malos de verdad y balances absolutamente de pena y lo íntegro que estaba. Desapego al resultado. Quizá se me haya olvidado. Quizá es que ahora tengo algo que perder. No es excusa, no era este el plan. No hay cambio de plan. No hay dudas. Hay momentos de debilidad. Pero uno ya sabe las reglas del juego desde hace mucho tiempo. Puedes ganar, pero si quieres estar mucho tiempo hay que estar atento, si te relajas pierdes. Este juego trata de riesgo y tolerancia, y no llegas lejos sin una gran tolerancia al riesgo. Si, ya sé que es una frase de Billions, pero Billions no estaba aquí hace una década, yo sí. Me siento mejor. Mañana será otro día, veremos si mejor. No importa lo que te pasa, sino como te lo tomas. Este mantra me acompaña desde 2008. Da igual, mañana será otro día de todas formas y no dejaré de hacer nada porque los números no bailen para mí. Nunca lo han hecho y dudo que me vayan a tener en consideración. He conseguido sacar a la bestia. Estoy solo con esto y es lo que me gusta. Amo este negocio. Lo amo desde el día en que me lo descubrieron y dije que me importaba una mierda, pero aún no lo sabía. 1999. Amo este puto negocio.




SUSCRÍBETE PARA RECIBIR TODAS LAS ENTRADAS EN TU EMAIL
APUNTA AQUÍ TU DIRECCIÓN



3 comentarios:

  1. Gerar, que te pasa?
    un mal día o dos o tres todos los tenemos
    ánimo

    Ines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Días en que la lucha más fuerte del mundo es contra ti mismo :-)

      Pues no he visto esta película, y pinta muy bien! mil gracias porque la voy a ver ya mismo.

      Abrazo!

      Eliminar
  2. Te pongo el titulo de una pelicula, que seguramente ya la habrás visto, pero que me parece estupenda para verla cuando estás buscando respuestas o ánimo, o simplemente distraerte.
    El Cambio

    un saludo Inés

    ResponderEliminar