Una larga carrera llamada vida

Dicen que somos una media de las siete personas con las que más nos relacionamos. Quizá solo sea una de esas teorías que no podrá comprobar nunca nadie pero, como mínimo da para reflexionar un rato.

Nada golpea mas duro que la vida

Revisando unos archivos he encontrado un email que me ha hecho recordar porque me encuentro en la situación actual, viviendo el presente de la forma en que lo vivo, porque si el pasado ya no se puede resolver y el futuro no existe, ¿Qué es lo que nos queda por vivir?


Cuando se gana dinero hasta sin querer es mala noticia....

Parece ser que la retahíla de decisiones que hace unos días tomó el Banco Central han llegado con alegría a los mercados financieros. Dicen que incluso el, ya de por sí saturado, mercado de deuda puede hacer otro techo un poco más arriba. Rentabilidad ridícula que sin duda se traduce en un riesgo muy elevado.

El final es para todos igual

Probablemente estoy dónde estoy por el fruto de mis decisiones pasadas. Si me quejo porque algo no me gusta no puedo más que resignarme porque seguramente es la consecuencia de alguna decisión que tomé en el pasado. Siempre he pensado que cada uno de nosotros es capaz de llegar hasta dónde su ambición le sea capaz de llevar. No es mejor quién más lejos llega, ni siquiera quién más tiene. Aquí, el que gana en el juego es el que sabe hacia dónde se dirige. 


Vamos en piloto automático!

Continúa el piloto automático en cuanto a inversiones se refiere. No hay novedades importantes que valga la pena comentar. Lo que estaba hinchado continúa estándolo y las únicas oportunidades importantes se presentan en renta variable. Siendo la emergente la que ofrece unas oportunidades más claras.

Rusia parece haber dejado atrás lo más grande del conflicto de Ucrania y la semana pasada el selectivo local ha subió un 7,5%. Confirmando, por el momento, mi estrategia de entrar en este mercado. Veremos si en unos meses la rentabilidad acompaña y los pocos valientes que hayan decidido entrar en momentos de pánico lo pueden celebrar como es merecido. 

Invierte en un índice para evitar quiebras. Fondos de inversión y ETF’s

Hay muchas formas de invertir, muchas estrategias por probar y muchos activos que comprar. Debido a la naturaleza de nuestro ser, lo que habitualmente pensamos antes de entrar en una inversión es en el dinero que voy a ganar para, inmediatamente, pensar en el que voy a perder en caso de que no salga como había pensado en un principio.

Por suerte para nosotros los mercados financieros están tan sumamente desarrollados que existe un producto perfecto para cada tipo de inversor. Si te gusta la bolsa pero no quieres casarte con ningún valor en concreto lo tienes fácil. Puedes comprarlos todos.

Excusas para no pensar

Hay un libro de Eduardo Punset titulado “Excusas para no pensar”, del cual voy a apropiarme del título para este artículo. Aún no he leído dicho libro, pero el título ha logrado captar mi atención.

Llevo un buen rato poniéndome excusas a mi mismo para no pensar en nada. Una parte de mi quiere sencillamente no hacer nada. Mirar al vacío, liberar la mente, no pensar. Otra, por el contrario, me fuerza a estar atento, a crear, a investigar, a ser curioso. Al final ha ganado la parte menos vaga de las dos y me ha inspirado a escribir unas líneas dominicales. Podría no escribir nada y el transcurso del mundo seguiría igual. El del tuyo, claro. Porque mi mundo estaría siguiendo una órbita tóxica, llena de malos pensamientos y laxa actitud. Y no he venido a este mundo para pasar desapercibido sino que la huella que quiero dejar en él debe ser profunda y bien definida. 

Hipoteca sí, pero con dinero que trabaje para ti.

Pase lo que pase la mentalidad de la mayoría de los seres bípedos que se visten todos los días sigue siendo la misma. Memoria a corto plazo y problemas para imaginarse un futuro no perfecto. 

Gente con dinero que no sabe dónde invertir

Cómo contarle a alguien con dinero que éste no es el mejor momento para que empiece a ganar dinero de su dinero. Últimamente demasiada gente me pregunta por este tema. A ver si consigo transmitir mis pensamientos y hacerme entender.

Gente con dinero para invertir la hay siempre. Gente que aguanta ciclos enteros de mercado no hay tanta. Un ciclo dura varios años. Dicen que en renta fija entre cinco y siete. Pero los humanos tenemos muy poca paciencia y queremos ganar el máximo de dinero posible en el mínimo de tiempo. Y esto es partir de la base equivocada. 

Las apariencias, las buenas palabras y los negocios

Vivimos en un mundo que pasa demasiado rápido. Hemos mejorado en calidad de vida, la tecnología nos lo ha puesto enormemente más fácil, pero nos hemos deshumanizado. En una sociedad donde el trato directo con las personas tiende a reducirse cada vez más las apariencias han ganado un protagonismo relevante.